Bruxismo

Soluciones eficaces para el bruxismo

Pacientes con distintas afecciones dentales como el bruxismo, encuentran solución efectiva en la consulta médica de los odontólogos con experiencia y cualificación.
Causas principales de bruxismo

Este problema afecta a muchas personas cuando sujetan los dientes inferiores y superiores con fuerza o deslizan los dientes de adelante hacia atrás, uno sobre otro haciéndolos rechinar. Una acción que realiza el individuo sin ser consciente, tanto de día como de noche cuando es más difícil de controlar y que puede estar relacionada con el padecimiento sin sentir síntomas. Existen distintas causas que afectan al paciente con bruxismo:

  • Estrés diario, nerviosismo o intranquilidad.bruxismo y dientes sanos
  • Posturas y malos hábitos.
  • Dientes desalineados.
  • Dietas inapropiadas.
  • Tiempo prolongado o fuerza mayor al rechinar los dientes.
  • Hábitos nocturnos nocivos.

Síntomas frecuentes y problemas El desgaste de los dientes y la fuerza o presión que se ejerce sobre tejidos, músculos y estructuras ubicadas en torno a la mandíbula, ocasiona diferentes síntomas que pueden provocar mayores afecciones o problemas de articulación temporomandibular (ATM). Una afección que ocasiona molestias durante la noche a las personas que descansan en la misma habitación, por el ruido fuerte que se genera con el rechinamiento de dientes, destacándose entre los principales síntomas relacionados con el bruxismo los siguientes:

  • Depresión, ansiedad, tensiones o estrés.
  • Dolor de cabeza.
  • Insomnio.
  • Trastornos en la alimentación.
  • Inflamación o dolor mandibular.
  • Sensibilidad muscular durante la mañana.
  • Dolor constante de oído en la articulación temporomandibular situada en la región del conducto externo auditivo externo, conocido como dolor referido.
  • Sensibilidad al frío, calor o dulces en la dentadura.

Evaluación, pruebas médicas y tratamiento Es importante realizar la visita al odontólogo para evaluar este trastorno, siguiendo el tratamiento correspondiente o descartando los síntomas del dolor de oído y mandíbula. El profesional realizará las pruebas o reconocimiento necesarios para determinar las causas y problemas como trastornos dentales, auditivos o referidos a la articulación temporomandibular. La finalidad de esta revisión es prevenir posibles daños en las piezas dentales por bruxismo, disminuir el dolor y evitar el rechinamiento de dientes favoreciendo el bienestar del paciente con distintos tratamientos, entre ellos:

  • Descansar y dormir correctamente.
  • Beber 2 litros de agua diarios.
  • Tratar con calor húmedo o hielo la zona inflamada de la mandíbula.
  • Realizar deportes con ejercicios de estiramiento controlados por el fisioterapeuta, para recuperar la acción normal de las articulaciones y toda la musculatura de ambos lados de la cabeza.
  • Realizar sesiones de kinesiología para descontracturar posibles nódulos dolorosos, que originan el dolor en la cara o cabeza.
  • Evitar el consumo de alimentos duros (dulces, nueces, etc.).
  • Evitar la acción constante de la goma de mascar.
  • Ejercitar los músculos del rostro con relajación facial varias veces al día, creando un hábito saludable en personas con bruxismo.
  • Disminuir el estrés diario utilizando distintas técnicas de relajación.

La cirugía es el último recurso en estos casos para corregir el patrón de mordida, buscando siempre otros métodos efectivos para mejorar el comportamiento de las personas con este inconveniente. Considerada la técnica más efectiva la modificación de conductas durante el día y la relajación, utilizando distintas terapias alternativas o dispositivos como auto hipnosis o bio retroalimentación. Uso de protectores y férulas ferula bruxismoEl tratamiento contra el rechinamiento ayuda a evitar daños mayores en las piezas dentales. En la mayoría de los casos, los dentistas pueden recomendar el uso de aparatos llamados férulas, también de los protectores bucales para tratar este problema. Estos elementos ayudan y protegen los dientes contra la presión involuntaria que se realiza, para no provocar trastornos mayores en  la articulación temporomandibular. Los síntomas desaparecen cuando se adaptan estos aparatos de forma adecuada, disminuyendo considerablemente el bruxismo. El uso de la férula con el tiempo puede necesitar que el dentista tenga que intervenir para diseñarla nuevamente, porque no encaja bien en los dientes inferiores o superiores. Esto se debe al molde que se toma cuando la mandíbula esta relajada y varía cuando se realiza el rechinamiento de dientes. El profesional determinará el mejor tipo de férula para cada paciente en el tratamiento contra el bruxismo, siendo la más habitual la denominada NTI-tss, diseñada para encajar en los dientes frontales. El principal objetivo es separar los molares o dientes posteriores, considerando que según los estudios y afirmaciones científicas la mayor presión se ejerce sobre estos dientes. ¿Cuándo es necesaria la derivación del paciente? Las personas que tienen este problema deben acudir al especialista, quien considerará según las circunstancias particulares la posibilidad de derivación al odontoestomatólogo de Atención Primaria, cuando se presenten los siguientes motivos en el paciente:

  • Problemas de atricción dentaria importantes.
  • Síndromes parafuncionales o musculares como maloclusiones, espasmos, bruxismo, etc.
  • Ruidos articulares con y sin dolor.
  • Disminución de la dimensión vertical o altura por falta de dientes y personas sin ninguna pieza dental.
  • Bloqueo articular esporádico que puede o no presentar ruidos.

Los casos frecuentes de derivación para cirugía maxilofacial, se presentan en pacientes con las siguientes características:

  • Impotencia funcional o persistencia del dolor después de los tratamientos convencionales.
  • Historial repetido de bloqueos articulares con y sin dolor.

Tratamientos eficaces que realiza Clínica Llobell Cortell con profesionales cualificados, personal idóneo para diagnosticar y aplicar el mejor procedimiento en cada paciente, consulte.